Como profesor, estás de soporte lingüístico, no de soporte técnico

¿Puedo incluir entre nuestras 30 citas algo que yo mismo digo en prácticamente todas las sesiones de formación que doy sobre tecnología? Sí, ¿verdad?

Lo que digo es esto:

Los profesores de idiomas estamos de soporte lingüístico, no de soporte técnico

Creo que es importante tener eso muy claro, primero porque si crees que tu rol es de resolver todos los posibles problemas técnicos y sabes más bien poco de las TICs, entrarás en clase con tanta tecnofobia que acabarás limitándote a la tecnología de antes, léase rotulador y borrador (que jamás fallaban).

Segundo, si en clase intentas resolverlos todos, acabarán saliendo como hongos (¡venenosos!) y no podrás resolver ni uno y tus alumnos encima habrán aprendido únicamente que la tecnología no es lo tuyo.

Sé bastante de tecnología pero en clase yo también hago lo que recomiendo en mis sesiones de formación:

  1. No tocar nunca jamás la tecnología: no encender el ordenador, no coger el rotulador de la pizarra digital sino pedirles a los alumnos que hagan ellos todo eso
  2. No tener miedo: tus alumnos sabrán más de TICs que tú (¡sabrán!) y jamás sentir vergüenza si necesitas pedirles ayuda
  3. No complicarte la vida: elegir herramientas fáciles de usar y diseñar para tus alumnos actividades tecnológicamente fáciles de realizar
  4. Limitar cuánta tecnología se utiliza en clase: tus alumnos están para aprender el idioma, no para usar la tecnología. Sobre todo si tienen pocas horas de clase a la semana, aprovecha las horas presenciales para hablar y reserva para casa las actividades que solo requieren clicar
  5. Tener siempre un Plan B y no planificar jamás una clase que dependa 100% de la tecnología (la conexión a internet, por ejemplo)
  6. Identificar y reclutar como ayudante técnico al menos un alumno que "sabe" de tecnología. Al dividir a los alumnos para las actividades en grupo, incluir en cada grupo uno que "sabe", en la medida de lo posible
  7. Comprobar que al menos un alumno conoce la herramienta (o pedirle que la pruebe) antes de poner a toda la clase a trabajar con ella; a continuación, gran parte de los problemas técnicos los podrá resolver tu ayudante/s — y tú podrás dedicarte a las cosas más importantes, como el soporte lingüístico…
  8. Inculcar a tus alumnos el excelente hábito de ayudarse mutuamente con los problemas técnicos (si hace falta con la sección de Ayuda que viene con prácticamente todas las herramientas, a veces auténticas maravillas de documentos a los que acude el usuario medio solo en caso de desesperación total)
  9. Nunca hacer tú aquello que pueden hacer los alumnos, como crear por ejemplo documentos compartidos en Google Drive o recoger todos los correos de Gmail para hacerles autores en Blogger
  10. Darle a uno de tus alumnos derechos de administrador en las herramientas tipo Blogger o Edmodo para que haga autores a todos sus compañeros. ¡Tú, profesor/a, eres demasiado importante para pasar una semana persiguiendo a tus alumnos pidiéndoles sus correos!

Una actividad para ponerlo a prueba

Un zapato de un bebé

¿De quién era este zapato? ¿Cómo se perdió? ¿Quién lo encontró? ¿Dónde acabó? ¿Qué importancia tuvo después la pérdida del zapato? 25 años después, ¿qué hacía el niño/la niña?

Os propongo tres:

  • Dividir los alumnos en grupos de 3 o 4. En cada grupo, alguien con una cuenta de Gmail, preferiblemente usuario de Google Drive, tendrá que crear un formulario y, con la ayuda de sus compañeros, elaborar un cuestionario y enviarlo por correo a todos los miembros de la clase sobre uno de los siguientes temas: sus hábitos, intereses, conocimientos de la cultura española, conocimientos de la tecnología… Recoger la información con el formulario y luego utilizarlo para una breve presentación oral (aprovechando los gráficos que el formulario genera para la presentación)
  • Dividir los alumnos en grupos de 3 o 4. En cada grupo, uno tendrá que crear un documento de Google Drive y compartirlo con sus compañeros (y contigo). En el documento, de forma colaborativa, imaginar, inventar y escribir la historia del zapato (ver foto, arriba). Compartirla después con el resto de la clase.
  • Pedir un voluntario: necesitará bajar la excelente app de Spreaker a su móvil y probar que puede grabar audio con ella. En la clase siguiente, una persona de cada grupo de 3 o 4 necesitará hacer lo mismo — con la ayuda, si es necesario — de tu voluntario. A continuación, imaginar y grabar la historia del zapato

Fijaos como la primera actividad, si se hace en una de las primeras clases que tengamos con un grupo, además de permitirnos llegar a conocernos un poco mejor, me ayuda a detectar qué conocimientos tienen de tecnología, quién ya utiliza qué herramientas.

Logo 30 años formando profesores30 años en 30 citas, #13
Para celebrar los primeros 30 años de IH Barcelona como centro de Formación ELE, vamos publicando cada semana una cita o frase de las que nos han ayudado a formarnos como profesores.

Actividad divertida para tu clase mañana

¿Una actividad divertida para tu clase de mañana…?

Con la ayuda de un iPad (o similar) para grabarlo – y la buena voluntad de tus alumnos — tendría que ser fácil hacer un vídeo similar para el "castellano gestual".

Primero, deberían hablar con “los nativos” (sus “familias”, otros profes, gente en la calle…), para que les expliquen qué gestos utilizamos los españoles…

Luego, a ensayar los gestos que han aprendido (aprovechando siempre los ensayos como oportunidades para utilizar el idioma)…

Grabar, editar y (con su permiso), subirlo a YouTube.

Un consejo: Prueba de hacer todo esto sin tocar la tecnología: que lo hagan todo tus alumnos – verás que te saldrá mejor ;-).

Ver también: Un diccionario visual de gestos

¿Office 2007? ¡Help!

"Me acaban de instalar el Office 2007," nos dijeron el otro día, "y no encuentro el botón de imprimir". ¡A nosotros también nos costó!

Si te pasa lo mismo —aquí en IH Barcelona poco a poco vamos sustituyendo la versión antigua— en la web de Office hemos encontrado, entre otras cosas, una guía de dónde está en la versión 2007 lo que había en la 2003, tanto en Word como en Excel… y ¡en español!

Aparte de las guías citadas, aquí van dos trucos para no volverse loco: el F1 y el 216.

  • En casi todos los programas, con el botón F1 accedes a la sección de ayuda. Pruébalo la próxima vez que necesites ayuda.
  • Y el 216 es (para los que estáis en IH Barcelona, claro) la extensión de "Ayuda técnica" (Sergio, Natxo, Tom…). Si no sabes hacerlo, pregúntale a alguien que sepa. Estamos para eso.

Alguien, no recuerdo quién, dijo alguna vez: "Lo que importa hoy en día no es saber, sino tener el teléfono de alguien que sepa."

¡Ya no tienes excusa!

En busca de los cayucos

Alberto nos enseña la fotocopia

Una fotocopia de la fotocopia… Un relato sobrecogedor

Nuestro compañero Alberto Marín me ha pasado un material sobre los cayucos que llegan a nuestras costas. Tiene, sin embargo, un inconveniente: de tanto hacer fotocopias de fotocopias, se ha perdido un poco la calidad del original (como podéis comprobar quizás en la imagen superior).

Ya que el relato — del diario 20 Minutos — me parece muy interesante, me he lanzado a buscar el original en la web Continue reading

Los "tabs"; Control+T, Control+W

Estoy en Google, buscando "planes de clase". No me ha dado el resultado que esperaba, así que he modificado la búsqueda: ahora es "planes de clase ELE" (imagen).

Abrir en un tab nuevo

El segundo ("Hoy tenía una clase de dos horas con la que quería repasar los verbos irregulares en presente…)" me ha parecido interesante así que no me ha hecho falta la siguiente modificación que haría, poner "planes de clase" entre comillas — para que busque exactamente esa frase.

Podría clicar directamente en ese segundo resultado pero lo que hago es click-derecho y elegir "open in a new tab" (abrir en un "tab" nuevo — o sea, una pestaña).

El nuevo tab

Como resultado se me abre un nuevo "tab" (flecha verde).

Ahora, voy a continuar buscando entre los resultados de Google — luego volveré a un resultado que promete.

¿Qué ventaja tiene? Entre otros el hecho de que, así, vas más allá del primer resultado que encuentras, un truco imprescindible para encontrar cosas en la web.

Abrir nuevos tabs
Los tabs también se abren con la tecla Control+T, se cierran con Control+W. ¿Estás en Google y quieres ir a Yahoo o Gmail pero sin cerrar Google…? Haz Control+T…

Otro truco más: ¿tienes un ratón de tres botones? Haz clic sobre un enlace con el botón del medio (la rueda): se te abrirá el enlace en un nuevo tab.