El tabú

Seguramente alguna vez has jugado al tabú con un grupo de amigos: ese juego que consiste en definir un concepto hasta que tus compañeros de equipo lo adivinen sin usar una lista de palabras prohibidas. ¿Por qué no lo pruebas con tus estudiantes? Es una forma divertida de repasar el vocabulario y practicar la expresión oral.

Para que el juego sea más interesante, haz que los estudiantes confeccionen las tarjetas con las palabras con las que jugará el equipo contrario. Tienen que elegir las palabras que tendrán que definir y las tres o cinco palabras prohibidas. De este modo, puedes hacer que trabajen con un vocabulario concreto —si es lo que te interesa—, por ejemplo, el vocabulario de una lección determinada, de una lectura, de un tema, etc.

Añadir a favoritos el permalink.

2 Comments

  1. Estoy buscando siempre Tabú por niveles A1-A2 etc, tienen ustedes algo asi, gracias,pues el Tabú es algo que suele gustar mucho,

  2. Ana:
    prueba a pedirles a los estudiantes que redacten ellos las tarjetas en función del vocabulario que saben. Les puedes decir que lo busquen en las lecciones que hayáis visto, etc. Te sorprenderás de ver cómo se implican al preparar las tarjetas para el equipo contrario.
    Además, no es necesario tener muchas tarjetas para jugar: puedes usar el tabú como una actividad de calentamiento o de descanso y dedicarle unos minutos al juego simplemente. Para que el juego sea divertido es mejor que solo ocupe un pequeño espacio de la clase.
    Ve recopilando las tarjetas y al final tendrás una buena colección para los niveles que necesitas.

Deja un comentario